domingo, 14 de noviembre de 2010

Premios Raíces de papel

 Como habrán podido suponer por la anterior entrada el viernes día doce tuve el honor de asistir en Madrid a la entrega de premios Raíces de papel . En el Salón de Actos de Cultural Telefónica se entregó el premio de Poesía a Blas Muñoz por el poemario "El que silba entre las cañas" (Ed. Cardeñoso 2010) y se presentó el I Breviario de Raíces de Papel titulado "De capital pecado o la gracia de pecar" (Julia Gallo Sanz, Ed. Cardeñoso). También se presentó el libro "El beso- Microrrelatos sobre cine" (Ed. Cardeñoso, 2010), Certámen del que resultó ganadora Silvia Carpena Sáez que nos leyó su magnífico relato "El beso". En este último libro, además, participo con un relato titulado "Última sesión" y para mí representa algo muy especial simplemente por ser la primera vez que veo uno de mis textos publicado en un libro. Todo un honor que desde aquí quiero agradecer al personal de la Plataforama Cultural Raíces de Papel, especialmente a Javier Bueno y Juan Calderón. Les dejo el relato que escribí hace ya un tiempo.

 Última sesión

Todo comenzó una mañana gris, en una ciudad gris, con un hombre gris. Don Pablo Móstoles Cernuda era un hombre chapado a la antigua, aficionado solo al cine clásico,con una vida humilde cuyo mayor aliciente consistía en su novia doña Margarita Sáez de Bidasoa, que ni siquiera le entendía. Aquella mañana lluviosa Pablo decidió llevar al cine a Margarita ya que en la filmoteca de su barrio emitían una reposición de “Retorno al pasado”. Cuando Margarita se enteró del título y el año de la película, bostezó.

Una vez en la filmoteca Pablo, todo un clásico, pasó su brazo rodeando a Margarita y a la media hora, se quedó dormido. Pablo, que había madrugado mucho, soñó que se metía en la película. Él era Robert Mitchum y Margarita hacía el papel de una mujer que le abandonaba propinándole al final un profundo arañazo en su mejilla izquierda. Al despertar, la película había terminado y la butaca de Margarita estaba vacía. De camino a casa descubrió que el arañazo de su mejilla era cierto y le sangraba copiosamente. Pasados unos meses la herida del rostro se borró pero aún hoy, cuando cambia el tiempo, se le resiente el corazón.

FIN

Mi estancia en Madrid fue realmente corta, demasiado corta, diría yo. Aún así pude pasear por gran Vía, Puerta del Sol, Plaza Mayor, Plaza España, Alcalá y Recoletos y debo decir que cada día me gusta más esta ciudad, a pesar de los cambios. Cerca de la Plaza España encontré a una paisana un poquito perdida en la noche madrileña que, además, estuvo muy simpática con mi amigo y conmigo. Eso sí, no nos cantó nada:
Aquí Eva Amaral junto a mi amigo Miguel y yo

 Aquí Javier Bueno, servidor y Juan Calderón, tras la presentación

 "El beso: Microrrelatos sobre cine" (Ed. Cardeñoso. 2010)

36 comentarios:

mi nombre es alma dijo...

Vamos, que te lo pasaste en grande. Me alegra y mucho.

Manchas de tinta dijo...

¡Enhorabuena! Por la publicación y por la fotografía con Eva Amaral. Un abrazo amigo.

Manchas de tinta dijo...

¡Enhorabuena! Por la publicación y por la fotografía con Eva Amaral. Un abrazo amigo.

Manchas de tinta dijo...

¡Enhorabuena! Por la publicación y por la fotografía con Eva Amaral. Un abrazo amigo.

Marcos Callau dijo...

Muchas gracias, amiga. Un placer seguir siendo leído por ti y un gusto siempre tu visita.

Manchas de tinta dijo...

Vaya. Lo he escrito tres veces. Mil perdones.

Marcos Callau dijo...

Bueno Manchas....¡ya son cuatro! jejejejeje. Creo que tú serás Tinta, no Manchas ¿verdad? jejeje. Un fuerte abrazo.

♥ ♣ ֵֶєρσ¢ค ∂σяค∂คֵֶ♣ ♥ dijo...

Es decir, que el señor Don Pablo, no es que se metió en el sueño, sino que estaba soñando despierto, puesto que ese sueño lo estaba viviendo en sus propias carnes, y nunca mejor dicho por ese arañazo que aunque ya haya cicatrizado, todavía le duele cuando lo recuerda...Bonito texto Marcos,sobre todo el final..esa añoranza por aquella mujer que le abandonó en aquel cine.
Enhorabuena por esa publicación tuya y por haber conocido a Eva...
Besos...

ARVIKIS dijo...

Hola Marcos: El agradecimiento es nuestro, por recorrer los 300 Km. creo aproximadamente que dista Zaragoza de Madrid y acompañarnos esta tarde. Siento que tu pequeño retraso te privara de los aplausos que dimos a los seleccionados. Eres una persona generosa y agradecida y eso es un valor en alza en esta cada vez más desalmada sociedad, y sabes apreciar y sentir lo que tiene alma. Creo que tienes un gran futuro como escritor y ser humano. Ha sido un lujo conocerte.
Un abrazo y enhorabuena.
Javier Bueno

Juan Calderón Matador dijo...

Amigo Marcos, fue un placer compartir contigo esos momentos, lástima que el tiempo fuera tan escaso. Espero que tengamos otras oportunidades para charlar. Felicidades por haber sido seleccionado para el libro. El relaqto es muy interesante. Te deseo suerte en todos tus proyectos. Abrazos

Marcos Callau dijo...

Muchísimas gracias Época, eres muy amable en tus palabras y al sacar esa lectura del relato. Besos.

Lo cierto, Javier, es que llegué a Madrid al Hostal a las 18:30 pero después que coger el metro y me equivoqué de línea, pero al menos llegué para conoceros. El lujo fue mío. Un fuerte abrazo.

Seguro que habrá muchas más oportunidades Juan y muchas gracias por la oportunidad que estais dando a todos los que queremos empezar en este mundillo. Un fuerte abrazo.

Myra dijo...

Hola,Marcos. Felicidades por haber visto un relato tuyo publicado y, a la vista de los elogios que te dedican más arriba, felicidades por ser como eres.

Un beso.

PEPE CAHIERS dijo...

Mis mas sinceras felicitaciones amigo Marcos. No se por qué, pero los personajes de su relato parecen salidos de "La colmena" de Cela.

Marcos Callau dijo...

Hola Myra, muchas gracias por tus elogios no sé si merecidos. Besos.

Pepe, es curioso que me digas esto. Escribí el relato una noche después de leer "La Colmena". De hecho, los nombres están inspirados en esa novela aunque no hay ningún personaje que se llame así. Leí "La Colmena" porque vería la película posteriormente en el ciclo de Libros Filmados de la FNAC. Has acertado de pleno en tu comentario. Un abrazo.

redrum dijo...

Ole! Cela y Tourneur en un mismo relato!!! Enhorabuena, caballero, y espero que no sea la última vez que tenga que felicitarle!

1 abrazo!

Fernando dijo...

Que sigan los premo, Marcos, amigo, que tu trabajo lo merece. BNo dejes de informarnos. Un abrazo muy fuerte.

Fernando dijo...

Que sigan los premo, Marcos, amigo, que tu trabajo lo merece. BNo dejes de informarnos. Un abrazo muy fuerte.

Marcos Callau dijo...

Olé jejejeje, muchas gracias Redrum... mezcla explosiva. Ya ves... por las noches me siento inspirado jeje. Un abrazo.

A ver, a ver amigo Fernando. Aquí estaré dando la lata siempre, descuida jeje. Un fuerte abrazo.

ANRO dijo...

Como yo también he estado en Madrid hace un par de semanas, tu poema me ha devuelto esa ciudad y esos lugares que yo he pateado miles de veces cuando viví en esa capital caótica, pero entrañable.
El poema, precioso y en cuanto al microrrelato, no se puede decir mejor tanto con tan pocas palabras.
Un abrazote.

Princesa115 dijo...

Enhorabuena Marcos, me alegro muchísimo y seguro que lo pasates genial.
El relato es magnífico, me gustó...sencillo pero intenso.

Un beso

roberto dijo...

Es genial pasear por Madrid. Ves un famoso en cada calle.

Habrá que ir más a la capital... a recoger premios y lo que haga falta.

Javier Márquez Sánchez dijo...

Enhorabuena por esa publicación y por haber firmado ese relato, excelente y muy cinéfilo.

ethan dijo...

Enhorabuena, Marcos. Un microrelato estupendo.
Un abrazo

Pilar dijo...

¡Qué fuerte! Estuve a tu lado, cuando fui a despedirme de Javier y Juan, ahora me doy cuenta al ver la foto. ¿Y no nos reconocimos? ¡Qué mal!con lo que me habría gustado conocerte en persona y charlar un ratito.
Bueno, a ver si el próximo año...

Marcos Callau dijo...

Hola Antonio, me alegro que el poema te haya devuelto los días que pasaste en Madrid y gracias por tus palabras hacia el relato. Un abrazote.

Muchas gracias Princesa, muy amable. Sí, lo pasé genial. Besos.

Pues sí, Roberto, siempre que voy a Madrid veo a algún famosete. La vez anterior a Íñigo a Punset y a la abuela de "Cuéntame", María Galiana jeje. Esta vez a Amaral pero no se comportó como una famosa.

Muchas gracias Javier por pasar por aquí y por tus palabras. Un abrazo.

Muchas gracias Ethan, un abrazo.

Vaya, sí que lo siento Pilar pero no te reconocí. Ya me hubiera gustado conocerte. Otra vez será, imagino. Un abrazo.

lidia dijo...

MIL MILLONES DE GRACIAS POR TU COMENTARIO...NO SABES CUANTO APRECIO TUS COMENTARIOS,SABES DECIR...
MUCHA GRACIAS
UN ABRAZO
LIDIA-LA ESCRIBA

Marcos Callau dijo...

Gracias Lidia...a tí.

Yuri Zhivago dijo...

Me alegro mucho de que te publicaran ese maravilloso relato aunque espero que los cambios de tiempo no afecten a tu corazón.Te imaginaba con sombrero ,guapísima Amaral que suerte la vuestra.
Un abrazo y que sigas escribiendo.

Mr. Lombreeze dijo...

Pues reconozco en la foto al gran poeta zaragozano Marcos Callau ;)))
Es que Madriz es muuuuuucho Madriz.
Yo no puedo evitar poner cara de cateto cada vez que la visito.
Voleré el puente de Diciembre...

Sil dijo...

Marcos,

Casi no tuve tiempo de hablar contigo pero quería que supieses que me encanta cómo has mezclado fantasía y realidad en tu relato.

Ya te lo dije: somos el futuro. Tenemos aún mucho que decir :)

Un saludo

Seguimos en contacto.

Silvia Carpena

Marcos Callau dijo...

Hola Yuri, ya cada vez menos jejeje. Algún día llevaré sobrero (espero que exist de mi talla), es una costumbre antigua que nunca debe desaparecer. Un abrazo y mil gracias.

Hola Mr. Lombreeze, pues yo estaré en Madrid del 26 al 29... Ya es mala suerte que no podamos coincidir. No pasa nada, todos emulamos a Don Paco Martínez Soria al ver Madrid jeje. Un abrazo.

Hola Silvia, fue un placer conocerte. Tu relato sí que es bueno. Mezclas el ambiente del rodaje con una historia de amor y un final estupendo. Un saludo!

Manuel Márquez Chapresto dijo...

Excelente microrrelato, compa Marcos, felicidades por él, que las merece; igual que merece gozar de las mieles de la letra impresa, que no a otra cosa te debe saber tan raro y poco habitual logro, en estos tiempos que corren, donde todos podemos publicar, aquí, tranquilamente, lo que nos plazca, pero no es tan fácil llegar al cada vez más preciado papel. De tus correrías por Madrid ya veo que, dentro de lo limitadísimo del tiempo, disfrutaste bien, y bien que me alegro por ello; la gente como tú se lo tiene ganado. Y qué gracia que me ha hecho lo de Martínez Soria; me temo que a todos los que allí llegamos, al gran foro, desde ciudades medias y pequeñas, nos debe pasar algo bastante parecido (a mí, al menos, me pasa también...).

Un fuerte abrazo y buen día.

¢rónι¢αѕ ∂є ∂íαѕ ℓℓυνισѕσѕ dijo...

Mis felicitaciones por la publicación, sabes que el relato me encantó, lo comenté en su día, y una cosa más ¡Encantada de conocerte! No había visto ninguna foto tuya.

Un abrazo.

Marcos Callau dijo...

Muchas gracias por tus cariñosas palabras Manuel. Hace ilusión verse en un papel, es cierto. Los tiempos que corren creo que son los peores para este tipo de empresas, no obstante, ahora que todo se tiende a digitalizar (e-books). Veo que Martínez Soria sigue haciendo gracia, a través de los tiempos. Esto ocurre con los buenos cómicos. Un abrazo compa Manuel.

Gracias "Crónicas", complacido de que te guste tanto el relato. Por cierto que hoy hace un buen día en Zaragoza para escribir una crónica de día lluvioso. Un abrazo.

Elisa Berna Martínez dijo...

Aunque con un poco de retraso, mi más sincera enhorabuena Marcos!! Buen relato!!! A seguir así y que no nos abandonen las musas!!

Marcos Callau dijo...

Muchas gracias Elisa. Las musas son traicioneras pero hay que eguirlas de cerca jeje... Un gusto verte por aquí. Un abrazo.